Llamada urgente de apoyo a la aldea palestina de 

KHAN AL AHMAR

¡Apoya la resistencia pacífica palestina en Khan Al Ahmar!

Khan al Ahmar es una aldea beduina situada en Cisjordania (Palestina). Se encuentra en una zona conocida como área E1 que Israel pretende vaciar de población palestina. La 'justicia' israelí ya lo ha aprobado. Hace tiempo que el ejército israelí amenaza con demoler esta aldea. Esta demolición ha sido considerada como un crimen de guerra que viola el derecho internacional. Varios estados, entre ellos España, han solicitado que se detenga esta demolición pero la amenaza de cumplirse permanece latente.


Khan al Ahmar es hoy un referente pero no es la única aldea amenazada. Todas las aldeas de la zona y del Valle del Jordán se encuentran en la misma situación. Sus habitantes son sometidos a restricciones y violaciones de los Derechos Humanos. Sus escuelas están en peligro constante de demolición. 

¿Por qué se persigue la demolición de estas aldeas?

La inaceptable política israelí de colonización ilegal de territorios palestinos busca la expansión por el máximo territorio posible con el mínimo de población no judía. Asimismo esta zona de Cisjordania es de una enorme importancia estratégica. Por una parte, si se consigue el desplazamiento forzoso de la población palestina, se rodearía a Jerusalén de colonias dividiendo Cisjordania en dos rompiendo aún más la continuidad del territorio palestino.
Además, con la prohibición de acceso a campos y acuíferos, la producción agrícola palestina se debilitará aún más y el deterioro del tejido económico palestino avanzará de manera irremediable.

Es un nuevo expolio de territorio
palestino que viene a sumarse al que Israel ejecuta con la colonización continua, la construcción del muro y la sistemática ocupación de tierras.

Ayúdanos a defender los Derechos Humanos y la Paz en Palestina.

A partir de ese momento, un estado palestino sería inviable.

Por el momento, Khan Al Ahmar resiste gracias a la resiliencia y resistencia pacífica ejercida por la población palestina, a su proyección mediática y a la presión internacional. Pero podría reanudarse el intento de demolición en cualquier momento. Por ello, la sociedad palestina y la comunidad de Khan Al Ahmar hacen una llamada explícita y urgente para que activistas de todo el mundo acompañen la resistencia pacífica de las y los habitantes de Khan Al Ahmar, ya que sospechan que Israel pueden intentar demoler el poblado de manera inminente y que soliciten a sus gobiernos la condena hacia las medidas israelíes contra el pueblo palestino.

¡NO DEJEMOS SOLOS A LOS HABITANTES DE KHAN AL AHMAR!.

Khan al-Ahmar es solo una de las 46 comunidades palestinas en Cisjordania central, que Israel quiere transferir por la fuerza, para dar paso a asentamientos ilegales sólo para judíos.

!Ahora es el momento para la acción! 

 


¡Envía un mensaje al Presidente del Gobierno español y al Ministerio de Asuntos Exteriores para que actúe ahora!

Toma acción junto con otros miles de personas que no quieren estar de brazos parados.  

Te sugerimos que envíes un correo electrónico con el siguiente texto a las direcciones:

ministro@maec.es, secretaria.ministro@maec.es, gabinete.ministro@maec.es y secretariapresidente@presidencia.gob.es 

A la Atención de Pedro Sánchez, presidente de Gobierno de España

Cc: Josep Borrell Fontelles, ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación :

​Nos consta que está al tanto de la dramática situación en la que se encuentran los habitantes de Khan Al Ahmar por la amenaza latente de Israel de demoler su poblado. Todo ello se enmarca dentro del plan de expansión israelí conocido como Área E1.

Esta zona de Cisjordania es de una enorme importancia estratégica. Por una parte, si se consigue el desplazamiento forzoso de la población palestina, se rodearía a Jerusalén de colonias dividiendo Cisjordania en dos, rompiendo aún más la continuidad del territorio palestino. La 'justicia' israelí ya ha aprobado el desplazamiento y demolición de la aldea. La demolición de la aldea y el desplazamiento de sus habitantes viola el derecho internacional y Amnistía Internacional lo ha calificado de crimen de guerra. Varios estados, entre ellos España, han solicitado que se detenga esta demolición pero la amenaza de cumplirse permanece latente y se ha intensificado en los últimos días.

La inaceptable política israelí de colonización ilegal de territorios palestinos está diseñada para fragmentar Cisjordania y separar aún más a los palestinos de su capital, Jerusalén. Esta política busca la expansión por el máximo territorio posible con el mínimo de población no judía, es decir: pretende continuar con la expansión de asentamientos ilegales solo para judíos vaciando de población palestina la zona.

​Khan al Ahmar es hoy un referente pero no es la única aldea amenazada. Todas las aldeas de la zona y del Valle del Jordán se encuentran en la misma situación. Sus habitantes son sometidos a restricciones y violaciones de los Derechos Humanos. Sus escuelas están en peligro constante de demolición. Khan Al-Ahmar es una de las 46 comunidades palestinas en Cisjordania central que Israel quiere desplazar forzosamente.

​La prohibición de acceso a campos y acuíferos, la producción agrícola palestina se debilitará aún más y el deterioro del tejido económico palestino avanzará de manera irremediable. Es un nuevo expolio de territorio palestino que viene a sumarse al que Israel ejecuta con la colonización continua, la construcción del muro y la sistemática ocupación de tierras.

​Khan Al Ahmar resiste gracias a la resistencia pacífica ejercida por la población palestina, a su proyección mediática y a la presión internacional. La orden de demolición puede reanudarse en cualquier momento. Por ello, la sociedad palestina y la comunidad de Khan Al Ahmar hacen una llamada explícita y urgente para impedir ser desplazados y su poblado demolido.

El gobierno español, España, debe responsabilizar colectivamente a Israel por esta hostilidad continua.

Todos los asentamientos israelíes son ilegales, y el comercio de bienes de asentamiento da lugar a violaciones de los derechos humanos y al abuso sobre el pueblo palestino. Los palestinos en los territorios ocupados son expulsados ​​por la fuerza de sus hogares, se les incautan las tierras agrícolas más fértiles y las frutas y hortalizas producidas se venden en supermercados europeos.

​Israel continuará expandiendo los asentamientos a menos que la comunidad internacional tome medidas significativas. El Senado de Irlanda votó recientemente a favor de un proyecto de ley que prohíbe la importación de productos de los territorios palestinos ocupados por Israel, allanando el camino para que el país se convierta en la primera nación de la UE en hacer cumplir esa prohibición. España debe seguir su ejemplo y respaldar una prohibición total sobre el comercio con asentamientos ilegales, incluidos tanto bienes como servicios, así como aplicar una presión política, diplomática y económica decisiva sobre las autoridades israelíes para detener la demolición de Khan Al-Ahmar.

​España ha de defender los derechos humanos, también en Palestina.

Texto en inglés para enviar a; 
federica.mogherini@ec.europa.eu 
(Federica Mogherini representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad ) y 
president.juncker@ec.europa.eu
(Jean-Claude Juncker,Presidente de la Comisión Europea)

To whom it may concern / For the attention of ... / Dear Sir/Madam, ...

Jean-Claude Juncker, president of the European Comission.

Federica Mogherini, High representative of the Union for Foreing Affairs and Security Policy /Vice-Presidente of the Commission

​We are aware that you are informed of the dramatic situation in which the inhabitants of Khan Al Ahmar find themselves, due to the latent threat of Israel to demolish their town. All this is part of the Israeli expansion plan known as Area E1.

This area of the West Bank is of enormous strategic importance. On the one hand, if the forced displacement of the Palestinian population is achieved, Jerusalem would be surrounded by colonies dividing the West Bank in two, further breaking the continuity of the Palestinian territory. Israeli 'justice' has already approved the displacement and demolition of the village.

The demolition of the village and the displacement of its inhabitants violate international law and Amnesty International has described it as a war crime. Several states, including Spain, have requested that this demolition be stopped but the threat of compliance remains and has intensified in recent days.

The unacceptable Israeli policy of illegal colonization of Palestinian territories is designed to fragment the West Bank and further separate the Palestinians from their capital, Jerusalem. This policy seeks expansion of the maximum possible territory with the minimum non-Jewish population, that is: the policy is designed to continue the expansion of illegal settlements for Jews only, while emptying the area of the Palestinian population.

Khan al Ahmar is today a benchmark but it is not the only village threatened. All the villages in the area and the Jordan Valley are in the same situation. Its inhabitants are subject to restrictions and violations of Human Rights. Their schools are in constant danger of demolition. Khan Al-Ahmar is one of 46 Palestinian communities in the West Bank that Israel wants to displace forcibly.

With the ban on access to fields and aquifers, Palestinian agricultural production will weaken further and the deterioration of the Palestinian economic fabric will irreparably continue. It is a new despoilment of Palestinian territory that comes in addition to the continuous Israeli colonisation, the construction of the wall and the systematic occupation of lands.


Khan Al Ahmar endures thanks to the peaceful resistance exercised by the Palestinian population, media coverage and international pressure. The demolition order can be resumed at any time. Therefore, Palestinian society and the community of Khan Al Ahmar make an explicit and urgent call to prevent their being displaced and their village demolished.

The EU must collectively hold Israel accountable for this continued hostility.

All Israeli settlements are illegal, and the trade in settlement produce leads to violations of human rights and abuse of the Palestinian people. Palestinians in the occupied territories are forcibly expelled from their homes, their most fertile agricultural land is seized and the fruits and vegetables produced are sold in European supermarkets.

Israel will continue to expand the settlements unless the international community takes meaningful action. The Irish Senate recently voted in favor of a bill that bans the importation of products from the Palestinian territories occupied by Israel, paving the way for the country to become the first EU nation to enforce that ban. The EU must follow its example and support a total ban on trade with illegal settlements, including both goods and services, as well as apply decisive political, diplomatic and economic pressure on the Israeli authorities to stop the demolition of Khan Al-Ahmar.

The EU must defend human rights, including those of the Palestinian people.

Si quieres podemos enviar la carta por tí.

Déjanos tus datos y remitiremos las cartas en tu nombre